Bodas al detalle

Trash the dress ✰ No te pierdas la moda que marca tendencias en bodas

¿Qué significa trash the dress?

Se le denomina trash the dress a una sesión fotográfica cuyo protagonista es el vestido, se trata de capturar imágenes de calidad ya sea con ambos novios o sólo la novia. Es una moda extendida actualmente en México que busca darle un nuevo uso al vestido después de ser mostrado en su gran día.

trash the dress

El término en inglés responde a un significado como “destruye tu vestido” o “haz basura tu vestido”, con esto la novia pone a volar su imaginación al usar el vestido en lugares impensables e incluso ensuciarlos a propósito para hacer tomas fotográficas muy originales.

Mejores locaciones para elegir hacer esta sesión fotográfica

Elegir el lugar donde se harán las fotos puede ser muy divertido, primero debes asegurarte de que ya no vas a usar más el vestido y decidir hasta donde quieres llegar con “destruirlo”. Si eliges sólo mojarlo, puedes salvarlo luego al llevarlo a la tintorería, pero si tu intención es mancharlo sin importar nada, entonces puedes hacer lo que se te antoje.

novios en un acantilado

Aquí te doy ejemplos de lugares de donde puedes hacer la sesión:

  • Playa
  • Piscina
  • Bosque
  • Lago
  • Cenote
  • Acantilado
  • Plaza
  • Río
  • Establo
  • Calles de una ciudad

Ideas para hacer un trash the dress original

Hacer un trash the dress no siempre tiene que ser rebuscado, tan sólo piensa en un lugar mágico o que tenga un significado para ti. La idea es desarrollar una actividad que sea divertida para que las fotos salgan lo más natural posible y queden de recuerdo.

Aquí te listo algunas ideas que puedes adoptar para desarrollar esa sesión fotográfica:

  • Usa el barro del bosque, aprovechando el atardecer.
  • Aprovecha los columpios, súbete a ellos y haz tomas con el viento favoreciendo las ondas del vestido.
  • Aprovecha el agua de sitios naturales como ríos, lagos o el propio mar, métete de lleno, flota sobre ella o haz juegos chapoteando con el agua.
Novia en la playa
  • Usa tizas de colores y pídele a alguien que te los eche desde arriba para que parezca una lluvia de colores cuál Holi fest.
  • Busca un sitio mágico que haya en tu luna de miel donde hacer tus fotos, hay fotógrafos en todos lados.
  • Consigue un lugar cerrado que esté iluminado de velas mientras estés bajo el agua de una piscina.
  • Vete de buceo, llévate las chapaletas y la máscara para tomar fotos bajo el agua.
  • Alquila un carro descapotable, aprovecha el velo y recorre una ciudad.
  • Ponte tus converse favoritos para hacer una carrera con tu novio, el primero que llegue a su destino tendrá que comprar un helado.
Novios en converse
  • Juega paintball para llenarse de pintura a más no poder.
  • Toma fotos de noche, aprovecha el atardecer, la luna o las estrellas.
  • Espera un día lluvioso y llévate el paraguas, la iluminación en las fotos será de película.
  • Usa globos, cometas, linternas flotantes, luces de bengala o cualquier cosa que brille.
  • El uso de la pintura es para las más osadas, ya una vez que los uses en el vestido no hay vuelta atrás.
Novia en un trash the dress
  • Usa potes de humo de colores para dispersarlo mientras te toman la foto, corre y llévate el humo contigo.
  • Si te vas de luna de miel a un crucero, pide permiso para usar un dron y tomar fotos al estilo de titanic o alquila un yate.
  • Vete a un festival de día de muertos y baila al son de la música.
  • Dile a tus amigos que participen en la sesión y hagan una historia, invéntense un apocalipsis zombie, una fiesta de disfraces, una historia de viajes en el tiempo, una versión moderna de la sirenita…en fin ¡la creatividad es tuya!

Si estas ideas son demasiado para ti, siempre puedes optar por servicios de Photoshop a partir de fotos tomadas sin mucho riesgo de arruinar la ropa. También, hay quienes compran un vestido elegido especialmente para hacer estas fantásticas tomas.

¿Por qué debería hacer un trash the dress?

Su origen se cree que se remonta a Las Vegas, gracias a un fotógrafo que empezó a retratar a las novias basándose en una serie americana en el que la protagonista, una novia frustrada por tener que cancelar la boda, se mete al agua con todo y vestido.

Realmente, no se hacen retratos por cancelar la boda, más bien todo lo contrario, sin embargo, hay quienes aseguran que la sesión de fotos indica que no te casarás con nadie más al destruir el vestido, lo que suena bastante romántico. Pero si quieres una verdadera razón, deberías hacerlo para disfrutar momentos, compartirlos con la persona que pasarás el resto de tu vida y que queden recuerdos únicos con un vestido que probablemente no vuelvas a usar.

Si necesitas una mayor dosis de inspiración pásate por el artículo de canciones para bodas, seguro algo consigues ahí. Mientras, coméntame si harías una sesión fotográfica de este estilo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.